Sobre el autor

Nadia Ruiz

Malagueña y activista, ha trabajado con ONG ambientales de España, El Salvador, Ecuador, Guatemala y Perú, aprendiendo de sus gentes y modos de vida. Ahora vive en Vigo tras más de dos años en Lima, donde nació su hijo.

Artículos Relativos

5 Comentarios

  1. 1

    Verónica Rubiños

    Si encuentras un buen grupo para pedalear en Lima es muy chevere, hay muchos grupos y rutas para hacer!! Les dejamos un blog-tiendita 🙂 https://www.facebook.com/bikeloverciclismo

    Responder
  2. 2

    Lourdes García U.

    Soy limeña de nacimiento. Monto bici desde los seis años de edad y nunca se me ha hecho imposible recorrer mi ciudad en ella.

    Podríamos recorrer los 43 distritos sobre dos ruedas si nos lo proponemos, somos ‘recurseros’ desde chiquititos, ingeniosos al mango pero debemos reconocer que nos falta orden y rectitud en nuestros proyectos. Sí es cierto, el tráfico es criminal, la palabra caótica define bien el bullicio y el adormecimiento colectivo impregnado por la dejadez de algunos, las faltas de otros y el eterno cielo gris, aunque siempre hay gente full pilas que no para en todo el día.

    Sinceramente, no creo que las cosas sean tan deplorables. Lima está cambiando, y con ella también gran parte de su gente. Adoro esta revista, incluso he meditado la posibilidad de servirles como corresponsal, y lo quiero aún más después de leer esta crónica, porque fervientemente y con un espíritu indomable e idealista, apuesto porque las cosas en unos años mejoren. No solo con el transporte público y la bici, por supuesto, sino también con la educación, la salud y la buena vibra de cada peruano. Mi país es hermoso, es de todas las sangres, su capital es “horrible”, pero aún así no hay persona que venga que no salga queriéndola.

    Pd. Nadia, te has preocupado por documentarte, aspecto que me parece excelente si compartimos un artículo de tal envergadura. Pongámolse leyenda a las fotos, la primera sobre todo que es la que se muestra. Quizá muchos no lo sepan pero esa bici es un triciclo. Y todos esos cajones se recolectan día a día, son cajones de fruta. Fruta fresca que llega para ser distribuida justamente, por toda nuestra capital.

    Un fraterno saludo desde “La Ciudad de los Reyes”.

    Responder
    1. 2.1

      Fernando Diaz de Cerio

      Disculpa Lourdes pero creo que te contradices continuamente, sin duda nuestro pais es hermoso pero aún la brecha social es abismal es peligroso hasta comprar un terreno porque los traficantes de terrenos te lo pueden quitar y nadie te lo soluciona porque acá todo tiene precio, las notarias, los abogados y los jueces. Es el país que más violaciones se comete de todo América y el tercero del mundo, atropellos por manejar borracho a diario, choferes que huyen de la escena del accidente. Sicarios que asesinan en las calles, los “marcas” en los bancos, estafadores, secuestradores al paso, y no hablemos de la informalidad, la pirateria, la inclutura de mucha gente que es preocupante. Por otro lado está el clasismo de las clases pudientes, racistas que desprecian a los cholos provincianos, Sinceramente no se que ciudad vives porque yo estoy asustadisimo con lo que me encontré. Me habían hablado de que Lima habia cambiado y por eso regresé luego de 10 años y ahora me arrepiento. Preferia vivir en España con mis cachuelos que en Lima con miedo.

      Responder
  3. 3

    Fernando Diaz de Cerio

    Soy limeño vivi en España donde me acostumbre a andar en bici, cuando regresé a mi pais por culpa de la crisis quise continuar las buenas costumbres que aprendí allá, la bici es una de ellas. Me atropellaron a la primera semana, cuando me recuperé volvi a intentarlo y dos meses después me volvieron a tropellar, esta vez mucho más fuerte. Acá no se respeta los semáforos ni los pasos de cebra, solo funciona la ley del más fuerte y ese siempre es el que maneja carro, de las combis asesinas prefiero ni hablar. En el centro de Lima la situación es peor y en los conos una autentica jungla donde te pueden matar para robarte la bicicleta y las zapatillas. Me da mucha tristeza trasmitir esta imagen de mi ciudad pero esa la realidad. La mayoria del peruano solo piensa en él mismo, no hay educación y eso se trasmite en las calles, claro que tiene cosas buenas como la gastronomía y el bajo precio del transporte pero las negatividades ganan sobre todo para quién alla vivido fuera y compare la calidad de vida. La contaminación acústica y visual, el limeño es el más desconfiado de los latinoamericanos debido a la delincuencia y a las estafas, la corrupción va desde la policia hasta los jueces… Espero que cambie porque sino lamentablemente tendré que marchar de nuevo.

    Responder
  4. 4

    Lourdes García U.

    Qué tal Fernando 🙂

    No me contradigo continuamente. He reconocido que nos falta orden y rectitud. No he defendido lo que es el trasporte en general en nuestra ciudad, la palabra caótico y criminal lo adjetivan bastante bien.

    La brecha social es un asunto muy particular y amplio de tratar. Sí, somos una paradoja; porque nuestra economía no está tan mal, sin embargo el “rico sigue haciéndose más rico y el pobre más pobre”.
    Lo de comprar un terreno, es relativo, soy periodista y he hecho investigaciones al respecto, si compras informalmente puede costarte caro, como consecuencia te pueden quitar el terreno “ya adquirido”, es decir, te terminan estafando.
    Ahora, si generalizamos aquí todo parece una estafa, no? La política tampoco se maneja tan bien, verdad? Por eso hablo de rectitud, en nuestros pensamientos y en nuestras acciones, con nosotros mismos y con nuestras autoridades.

    La informalidad, fastidia horrores. La delincuencia ni qué decir. La piratería aunque me duela y sea también parte de la delincuencia, es “un mal necesario en nuestra sociedad”, si lo vemos desde el punto de vista de difusión de cultura.

    Lamento que te hayan atropellado más de una vez por andar en bici, aunque los accidente vehiculares llegan a ser el 8% de todas las emergencias registradas en el año, para el 2013 y el porcentaje se mantiene igual hasta lo que va del 2014 (http://bomberosperu.gob.pe/po_muestra_esta.asp), necesitamos más ciclovías que contribuyan a evitar este tipo de sucesos, el proyecto de reforma de transporte las contempla.

    Definitivamente no podemos comparar Lima con Madrid, o alguna otra ciudad española. En el viejo continente la logística es asombrosa y sus ciudadanos han crecido cultivando y respetando sus normas. Eso le falta al peruano, y le falta en demasía. Por esa razón debemos apostar por la educación, la alimentación y la salud, como parte de nuestros planes de gobierno.

    De pronto estamos englobando toda la realidad de un país a través de su ciudad, a través de un vehículo de transporte eco-amigable, a través de la bicicleta… mira cuánto hay por debatir. Lo bueno de esto es que haya más gente como tú, como Nadia, como yo y muchos otros limeños que sí apuesten por los cambios positivos y que quieran mejorar su calidad de vida, empezando por cómo nos movilizamos y terminando en las cosas que edificamos con el pasar de los años! Es bueno mantener la actitud crítica pero no un espíritu pesimista.

    Saludos.

    Responder

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *